Cambiar idioma

Cómo disfrutar del arte moderno con niños

Quizás por aquello que se dice de “eso lo podría haber pintado mi hijo”, tenemos cierta esperanza de que los niños sientan algún tipo de afinidad por el arte contemporáneo. Sentimos decirte que no suele ser el caso.

A pesar de eso, muchos de los principales museos de arte moderno del mundo animan e inspiran a las próximas generaciones para que se entusiasmen con el arte.

Aquí están las ciudades mejor valoradas del mundo para disfrutar del arte moderno en compañía de niños, junto con un museo que no te debes perderte en cada destino.*

Guggenheim en Bilbao, España

Exposición interactiva para niños en el Guggenheim de Bilbao

Exposición interactiva para niños en el Guggenheim de Bilbao

El aspecto del edificio del Guggenheim hará que los niños paren de correr en seco. Es un obra de arte arquitectónica abstracta y futurista construida con paneles curvos de titanio, que se reflejan en las aguas del río Nervión en Bilbao. Justo enfrente del museo, la escultura gigante de la araña, “Mamá”, de la artista Louise Bourgeois intimida con su enigmática figura. Lo que sin duda va a encantar a los niños es la escultura floral “Puppy”, de Jeff Koons, que representa un West Highland Terrier que alegra el paisaje. Además de una colección contemporánea que despertará la imaginación de los más jóvenes, el museo también organiza talleres para familias (algunos duran varios días durante las vacaciones escolares). En su interior, encontrarás un espacio creativo para niños, “el Corner del Arte”, otro para que los bebés despierten sus sentidos a través del arte, el “Baby Art”, y un fantástico parque al aire libre.

Diseñado por Javier Mariscal, el Gran Hotel Domine Bilbao es una obra de arte en sí mismo, y dispone de habitaciones para familias justo enfrente del Guggenheim.

MACBA en Barcelona, España

Los niños pueden tocar e interactuar con el arte en una zona pensada para ellos en el MACBA

Los niños pueden tocar e interactuar con el arte en una zona pensada para ellos en el MACBA

Si el mayor problema de llevar a los niños a un museo es evitar que no toquen, chupen o se sienten encima de algo, llévalos al MACBA (el Museo de Arte Contemporáneo de Barcelona). Hay una zona para niños, para personas con discapacidad auditiva o visual y para cualquiera que tenga una curiosidad insaciable, y ahí es donde pueden tocar todas las obras, esculturas y pinturas hasta que se cansen. También hay apps gratis para móviles y iPads que ofrecen contenido visual, auditivo y de vídeo muy atractivo, además de talleres para familias, actividades para niños, animaciones proyectadas en la pared y mucho sitio al aire libre para correr.

Echa un vistazo al Hostal Grau, un hotel de gestión familiar respetuoso con el medio ambiente que está a solo 350 metros del MACBA.

MONA en Hobart, Australia

Situado en el Puerto de Hobart, el MONA cautiva a los más pequeños con su “Máquina que hace caca”

Situado en el Puerto de Hobart, el MONA cautiva a los más pequeños con su “Máquina que hace caca”

Aunque suele decirse que es la mejor galería de arte contemporáneo del mundo, fuera de Australia apenas se oye hablar del MONA (Museo de Arte Antiguo y Nuevo), situado en Hobart, Tasmania. ¿Hay algún niño que se resista a ver en funcionamiento la “Máquina que hace caca” de su colección permanente? Esta obra del artista belga Wim Delvoye replica el funcionamiento del aparato digestivo humano y requiere que la alimenten dos veces al día para defecar puntualmente a las dos de la tarde. El mecenas de este museo dijo que quería que el MONA se convirtiera en “una versión subversiva para adultos de Disneyland”, y lo mejor es que no sabes qué te encontrarás durante la visita. En la propia web del MONA dice: “lo más probable es que al llegar te encuentres una zanahoria pasada y a David Walsh desmayado sobre el sofá”. Solo el edificio ya merece una visita para examinarlo a fondo, ya que la estructura se encuentra semienterrada en el suelo y excavada en piedra arenisca sólida a orillas del río Derwent. Se llega con un estupendo ferry, que cuenta con esculturas a bordo, en un trayecto de 25 minutos durante el que puedes ir contemplando Hobart desde el agua. Los menores de 18 años entran gratis al MONA.

El museo tiene su propio alojamiento de vanguardia, como no podría ser de otra forma, el MONA Pavilions, que es sofisticado, glamuroso (con vistas al río Derwent desde la bañera) y, a la vez, ideal para familias.

Tate Modern en Londres, Reino Unido

Las exposiciones de la Tate Modern de Londres están requetepensadas para los niños

Las exposiciones de la Tate Modern de Londres están requetepensadas para los niños

La Tate Modern de Londres es un referente mundial en galerías de arte ideadas para las familias. Con su perfecta ubicación en una central eléctrica reconvertida a orillas del South Bank, la Tate Modern transmite una sensación de calma hipnótica gracias a su tamaño, a la luz natural que entra a raudales y a las zonas verdes que rodean el edificio. Además, la propia galería tiene un ambiente acogedor y especialmente tranquilo para los más pequeños. Se les invita a sentarse en el suelo a dibujar, se ofrecen exposiciones interactivas, tablets para dibujar, una web exclusivamente dedicada a actividades infantiles y un programa de eventos para familias durante todo el año. Durante los fines de semana y las vacaciones escolares, cuentan con el Family Visitor Host, un asistente al que las familias pueden consultar cualquier duda. Y no hay que olvidarse de la cafetería, ideal para niños y con unas vistas increíbles a la catedral de San Pablo sobre el río, de las exposiciones permanentes y de las obras expuestas en el Turbine hall, que son gratis y están abiertas a todos los públicos.

Alójate en el Hop Art House apartment, muy cerca de la Tate Modern. Dispone de habitaciones para familias y muchísimo espacio para desfogarse después de un día de arte moderno.

MoMA en Nueva York, EE. UU.

El MoMA tiene horarios especiales para programas en familia, que incluyen actividades gratis para explicar las obras a los niños

El MoMA tiene horarios especiales para programas en familia, que incluyen actividades gratis para explicar las obras a los niños

No dejes que la ostentosa reputación del MoMA te eche para atrás. Esta prestigiosa galería contemporánea de Nueva York ha hecho los deberes para encontrar la forma de inspirar y atraer a los más jóvenes. Hay un mostrador de información para familias donde tienes guías para familias gratis y donde puedes informarte sobre los horarios de los programas para familias, incluido el taller infantil gratis “Closer Look for Kids”, donde se desarrollan actividades y charlas sobre arte contemporáneo. En el edificio educativo encontrarás el MoMA Art Lab, con un montón de actividades prácticas e interactivas para niños a partir de 4 años, además de audioguías adaptadas para niños y adolescentes.

Reserva una habitación familiar en el 3 West Club Hotel y solo tendrás que conseguir que tus niños, agotados, avancen 200 metros desde el MoMA para llegar.

**Los analistas de datos de Booking.com utilizaron datos internos para descubrir los mejores destinos para disfrutar del arte moderno según la opinión de familias que viajan con niños.